Noticias de Ultima Hora:
El Programa de Mediación Sociosanitaria del Hospital de Poniente realiza más de 600 intervenciones en el último año

El Programa de Mediación Sociosanitaria del Hospital de Poniente realiza más de 600 intervenciones en el último año

El centro es pionero en la puesta en marcha de este servicio, que mejora la accesibilidad de la asistencia sanitara entre la población migrante de la Comarca del Poniente

El Programa de Mediación Sociosanitaria Intercultural del Hospital de Poniente ha realizado más de 600 asistencias a lo largo del pasado año 2020. A través de este servicio se da respuesta a las necesidades asistenciales de la población migrante, que puede verse afectada por barreras idiomáticas, culturales o socioeconómicas, mejorando la accesibilidad de la asistencia sanitaria en una comarca que cuenta con más de un 25% de residentes extranjeros.

El Hospital de Poniente ha realizado hoy un balance de la actividad realizada durante el último año en el marco de este programa, que se lleva a cabo con el apoyo del Ayuntamiento de El Ejido y la Fundación ‘la Caixa’. En el encuentro informativo han participado el delegado territorial de Salud y Familias en Almería, Juan de la Cruz Belmonte, el director gerente de la Agencia Pública Sanitaria Poniente, Pedro Acosta, el director Asistencial de la Agencia, Francisco Cañabate, la directora de Enfermería, Consuelo Artero, el responsable de Atención a la Ciudadanía, Agustín Salas, la mediadora sociosanitaria del Hospital de Poniente, Nivine Alaoui Benabderrahman, la directora del Área de Almería de ‘la Caixa’, María del Mar Peláez y el director de la oficia en El Ejido de esta entidad, Jesús Aranda.

El delegado territorial de Salud y Familias en Almería, Juan de la Cruz Belmonte ha felicitado “a todo el equipo humano y profesional del Hospital de Poniente y en especial a su mediadora intercultural, por el trabajo que llevan a cabo para ofrecer una atención integral y de calidad, a una población caracterizada por una extraordinaria diversidad, tanto en lo que respecta a los países de origen, como en el habla de diferentes lenguas o en el seguimiento de costumbres y tradiciones culturales muy diferentes”.

El director gerente de la Agencia Pública Sanitaria Poniente, Pedro Acosta, ha subrayado que “este programa de Mediación Intercultural Sanitaria ha recibido un gran impulso en el último año, gracias al convenio de colaboración suscrito con el Ayuntamiento de El Ejido, que nos ha permitido también reforzar la cooperación entre nuestro equipo de Trabajo Social y los Servicios Sociales Municipales; así como por la financiación de la Fundación ‘la Caixa’, que resulta decisiva para garantizar su funcionamiento”.

Acosta ha explicado que “en un hospital como el nuestro, la figura de la mediación sociosanitaria es fundamental para romper aquellas barreras que pueden dificultar la atención y que pueden ser tanto lingüísticas, como culturales o socioeconómicas”. El director gerente de la Agencia Pública Sanitaria Poniente ha destacado igualmente que “en un año marcado además por la pandemia de la COVID-19, el servicio se ha adaptado de forma ejemplar a las necesidades de pacientes y profesionales, potenciando la atención telefónica y colaborando activamente en la concienciación y educación sanitaria de nuestra población de referencia.

Garantizar una comunicación eficaz

La función principal del Programa de Mediación Sociosanitaria Intercultural en el ámbito hospitalario es garantizar una comunicación eficaz entrelosprofesionales del Hospital de Ponienteyla poblaciónde origen extranjero,eliminandolasbarrerasidiomáticasyculturalesque dificultanundiagnósticocertero,lacomprensióndelostratamientosyel correcto seguimiento de los mismos.

La mediadora sociosanitaria del centro, Nivine Alaoui Benabderrahman, explica que “el mediador, o mediadora en este caso, se constituye como un agente de salud fundamental, que desarrolla funciones de orientación, asesoramiento y acompañamiento; apoyo a los profesionales; educación sanitaria y promoción de la salud; información sobre el diagnóstico y tratamiento, así como sobre los cuidados al alta, etc”.

En el contexto actual de pandemia por la COVID-19, también se trabaja especialmente en la adherencia al tratamiento y el complimiento de las medidas de aislamiento y cuarentena.

La atención a la población migrante con barrera idiomática se presta en diferentes idiomas:árabe, inglés, francés y alemán; para atender a usuarios que en su mayoría proceden del Magreb, África Subsahariana y otros países europeos. Las actuaciones se llevan a cabo tanto en el ámbito sanitario, como en el administrativo, para la resolución de diferentes trámites.

Para garantizar la continuidad asistencial, la mediadora trabaja en coordinación directa con el resto de áreas y especialidades dentro del hospital y fuera de éste, con los centros Atención Primaria y con otros actores sociales y sociosanitarios implicados.

Actividad durante 2020

A lo largo de 2020 el Programa de Mediación Sociosanitaria Intercultural ha atendido un total de 631 solicitudes de atención, provenientes en su mayor parte de las áreas de Consultas Externas (63,3%) y Hospitalización (22,5%). Así, en Consultas Externas se han realizado 393 intervenciones, relacionadas principalmente con las especialidades de Obstetricia, Ginecología y Pediatría.

En Hospitalización han sido 122 los pacientes atendidos, en un total de 148 intervenciones. En este caso, las especialidades que más peticiones de mediación han cursado han sido las de Obstetricia y Neumología.

En el ámbito de Hospitalización, las áreas que demandan en mayor medida la actuación de la mediadora son Neumología (27,4%) y Trabajo Social (17,7%).

En menor medida, también se han recibido solicitudes de mediación desde las unidades de Urgencias, Atención a la Ciudadanía o el área de Administración del hospital.

La asistencia se realiza mayoritariamente en árabe, seguida del francés, el inglés y el alemán.

Las mujeres constituyen el 70,5% del total de pacientes atendidos. Durante la fase de confinamiento inicial de la pandemia, la asistencia se realizó en modalidad telefónica, para asegurar el cumplimiento de las medidas de prevención y aislamiento.